¿Tu móvil se congela todo el tiempo? Descubre cómo solucionarlo

Mi móvil se congela todo el tiempo

Estarás de acuerdo conmigo cuando te diga que tener un teléfono que suele congelarse constantemente es una de las cosas más molestas que hay, debido a que impide que puedas utilizar tu dispositivo con normalidad.

Y así como es de las fallas más molestas, también es una de las más comunes, ya que es un problema que puede sufrir cualquier móvil.

Existen varias razones que podrían estar ocasionando que tu móvil se congele. Podría tratarse de algo bastante simple, que se soluciona rápidamente, o también podría ser el caso de que se trate de un problema más complejo y es allí cuando las cosas se complican.

Todos esos posibles escenarios los repasaremos en este artículo con sus posibles soluciones.

Reinicia el dispositivo

reiniciar telefono

Puede que suene obvio para muchos, pero no está de más decirlo. Lo primero que se recomienda hacer cuando tu móvil empieza a congelarse es reiniciarlo.

Para reiniciarlo, solo debes mantener presionado el botón de encendido por unos 30 segundos o hasta que aparezca la opción de encendido/apagado en la pantalla.

Si tienes uno de los teléfonos más nuevos que realmente no tienen un botón de encendido designado, puedes mantener presionado el botón para bajar el volumen junto con el botón de encendido durante unos 30 segundos y aparecerá una opción de reinicio.

Lee también:  Con Google Maps podrás ver los semáforos, las señales de STOP y mucho más

Instala las actualizaciones

Independientemente de si usas Android o iOS, las actualizaciones son muy importantes. En caso de que el problema esté siendo ocasionado debido a un error, lo puedes solucionar con el parche de “corrección de errores” que se encuentra incluido en las actualizaciones.

Así que ingresa en la configuración del móvil para verificar las actualizaciones del sistema que podrían estar causando que el teléfono no funcione de manera correcta.

¿Cómo actualizar el sistema operativo de un teléfono?

Cuando se trata de actualizaciones, cada teléfono es un mundo, pero en líneas generales, las actualizaciones de sistema se encuentran en el apartado de configuración del teléfono, allí encontrarás la opción para actualizar el software.

Aquí te dejo un enlace en donde te explicamos paso a paso qué debes hacer para actualizar tu sistema Android en caso de no recibir más soporte del fabricante.

Libera espacio de almacenamiento

almacemaniento

Algo que podría estar ocasionando que tu teléfono se congele constantemente es la falta de almacenamiento.

Tener un teléfono sin almacenamiento disponible ralentiza considerablemente el rendimiento del dispositivo. ¿El resultado de esto? Un teléfono que sufrirá de problemas de optimización y bajo rendimiento.

Revisa el almacenamiento de tu dispositivo y asegúrate de que todavía cuente con una cantidad de espacio disponible lo suficientemente adecuada como para que el teléfono funcione de manera correcta.

¿Cuánto espacio disponible debería tener mi móvil?

Tienes que saber que el espacio de almacenamiento disponible recomendado, que debe tener un móvil para que funcione de forma correcta y sin congelarse, es de al menos 1 GB.

Cierra las aplicaciones en segundo plano

Si hay demasiadas aplicaciones ejecutándose en segundo plano, eso afectará el rendimiento de tu teléfono. Para solucionar esto, ingresa en la configuración del teléfono, busca las aplicaciones y te aparecerá una lista con todas las apps que estén instaladas en tu móvil.

Lee también:  Android Auto te avisará si el cable que estás usando se dañó

Una vez allí, selecciona las aplicaciones que creas que podrían estar causando el problema y oprime “forzar detención” para asegurarte de que no se estén ejecutando en segundo plano.

Respeta los límites de tu teléfono

jugando en el móvil

Cada teléfono cuenta con cierto nivel de potencia y cuando sobrepasas ese nivel puede que el teléfono empiece a congelarse. Por esta razón, no debes usar al máximo el procesamiento y la capacidad de RAM que tenga tu teléfono o de lo contrario, es muy probable que experimente problemas y empiece a congelarse constantemente.

Otra cosa que afecta en gran medida el rendimiento del teléfono es jugar a juegos que tu dispositivo no puede soportar o realizar operaciones que la potencia de tu móvil no pueda manejar. Debes ser consiente de cuál es el límite de la capacidad de tu móvil y no forzarlo demasiado.

Elimina las aplicaciones maliciosas

aplicaciones maliciosas

Algunas aplicaciones, especialmente aquellas que hayas instalado desde fuentes desconocidas, podrían afectar el rendimiento de tu dispositivo.

Si tu móvil empezó a presentar problemas luego de haber instalado alguna aplicación, lo mejor será que la elimines. Para saber si el problema lo causó una app, reinicia tu móvil en modo seguro. Si en modo seguro, el móvil ya no se cuelga, entonces desinstala las últimas apps que instalaste. Después de eliminar las aplicaciones dañinas y amenazantes, debes reiniciar tu teléfono para que todo vuelva a la normalidad.

¿Y si el problema del móvil es más grave?

Si tu dispositivo aún se congela a pesar de seguir los pasos anteriores o si simplemente el nivel del problema es tan grave que la pantalla de tu móvil no responde, también existen otras soluciones.

Lee también:  Así puedes usar la voz de El Mariana para enviar audios por WhatsApp

Restablecimiento de fábrica

reestablecer telefono de fabrica

Puede que restaurar el dispositivo a la configuración de fábrica resuelva el problema de congelación con bastante rapidez. 

Al volver a los valores de fábrica, el rendimiento de tu dispositivo aumentará considerablemente, y además habrás solucionado el problema del móvil congelado.

Si tienes una ROM personalizada: notifica al desarrollador

También se podría dar el caso de que la ROM personalizada de tu móvil sea la razón de tus problemas. Si estás utilizando una ROM personalizada, asegúrate de que esté actualizada.

En caso de que se hayan realizado todas las actualizaciones o si la ROM que tiene tu dispositivo no es oficial, debes comunicarte con el desarrollador de la ROM que estés usando e informarle el problema.

Si tienen una solución, te la proporcionarán, pero si no la tienen, es posible que debas cambiar a otra ROM personalizada o volver a una ROM de stock.

Contactar con el servicio técnico

En caso de que ninguna de las soluciones te haya funcionado, lo más probable es que el problema sea puramente un problema de fábrica o hardware.

Si este problema del teléfono móvil congelado persiste a pesar de todos los pasos anteriores, es posible que debas enviar tu dispositivo a los servicios técnicos bajo garantía. En el caso de que tu teléfono no tenga garantía, puedes contactar con cualquier servicio técnico.

Aunque, si tu teléfono tiene ya un tiempo ocasionándote demasiados dolores de cabeza, será mejor que le des un vistazo a estas 5 señales que indican que necesitas cambiar tu teléfono de una vez por todas.