¿Cuál es la mejor carga rápida para un móvil?

Cual es la carga rápida ideal para un movil 30 W o mejor 100 W

Hay muchas cosas que debes considerar al momento de elegir un móvil. Hasta hace poco, la mayoría de las personas solo se fijaban en tres características al momento de comprar un terminal: su cámara, pantalla y procesador.

Ahora bien, con el paso de los años se han hecho cada vez más importantes otras especificaciones. De seguro ya has escuchado hablar de la carga rápida, una de las características de las que más hablan las marcas al promocionar sus teléfonos. Pues bien, a continuación te explicamos qué es la carga rápida y si realmente es importante.

¿Qué es la carga rápida?

Que es la carga rapida

En los inicios de la telefonía móvil, el tiempo de carga no era un problema. La batería de los primeros móviles duraba días o incluso semanas. Pero a medida que estos dispositivos comenzaron a integrar un montón de funciones y pantallas cada vez más grandes y luminosas, el consumo energético de los mismos aumentó. Es así como hoy en día los mAh de las baterías de los smartphones continúan siendo insuficientes para muchos usuarios.

¿La solución que encontraron los fabricantes para eso? Acelerar el tiempo de carga de la batería del móvil. De esta manera nació la carga rápida. Esta es una tecnología que permite cargar la batería de los teléfonos de una forma más rápida a la habitual. Por conveniencia, se considera carga rápida cuando se superan los 10 W. En pocas palabras, esto se logra al incrementar la potencia (vatios) de la carga a expensas de un aumento del voltaje, del amperaje o de ambos.

Lee también:  ¿Por qué han desaparecido los teléfonos compactos Android?

¿Cuáles son los móviles con la carga rápida más potente?

xiaomi 11t pro rendimiento energía

Desde que se lanzó esta tecnología, se ha desatado una competencia entre las marcas de móviles para ver cuál gana la carrera de la carga rápida. Además, existen varios tipos de carga rápida en el mercado, siendo la más popular la tecnología Quick Charge 5 de Qualcomm que puede cargar una batería de 4500 mAh de 0 al 50% en solo 5 minutos. Otra de las disponibles es Pump Express 4.0 de MediaTek que se debutó en un móvil con batería de 9000 mAh que se cargaba en 70 minutos.

Muchas fabricantes de móviles han presentado tecnologías con una potencia impresionante, como HyperCharge de Xiaomi que ofrece carga rápida de 200 W y el cargador VOOC de OPPO para una carga rápida de 125 W. No obstante, aún no han llegado los primeros móviles con esta tecnología.

Por el momento, el Xiaomi 11T Pro y el Black Shark 4S con carga rápida de 120 W son los únicos móviles lanzados al mercado que superan los 100 vatios de carga. Otros terminales a destacar en la actualidad son los OPPO Reno6 Pro, OPPO Find X3 ProRealme GT Neo 2 con carga rápida de 65 W.

¿Vale la pena tener una carga rápida de muchos vatios?

Vale la pena tener una carga rapida de muchos vatios

Ahora bien, de seguro te estarás preguntando si en verdad vale la pena comprar un smartphone que tenga una carga rápida potente. Y la respuesta es sencilla: todo depende de tus necesidades. Si usas el móvil durante gran parte del día ya sea para trabajar, entrenarte o estudiar y no puedes permitirte estar mucho tiempo sin él, la carga rápida te resultará muy útil. Un dispositivo que ofrece carga rápida de 65 W terminará de cargarse en la mitad del tiempo que lo haría uno con carga rápida de 30 W.

Lee también:  Las VPNs se beben la batería de tu móvil y así puedes evitarlo

Por el contrario, si eres de los que no suele cargar varias veces tu móvil dado que su autonomía te garantiza todo un día de uso, puede que la carga rápida no sea para ti. Es algo muy común que si la batería del teléfono te dura todo el día, lo pongas a cargar a la hora de dormir, por lo que el móvil pasará entre 6 a 8 horas conectado al cargador. Con todo este tiempo disponible la carga rápida resulta innecesaria e incluso peligrosa para tu dispositivo. ¿Peligrosa? Pues sí, esta tecnología tiene sus desventajas y enseguida te las detallamos.

¿Hay algo malo con la carga rápida?

Por que se hincha la bateria del movil

Todas las tecnologías tienen sus ventajas y desventajas. La carga rápida no está exenta de esta verdad. El beneficio de cargar el móvil a una velocidad más rápida de lo habitual tiene su precio: se degrada más rápido la batería. Cuando las células que conforman las baterías de litio reciben una mayor potencia de carga (100 o 200 W) el proceso de degradación de estas se acelera, lo que repercute de forma negativa en la vida útil de la batería.

Ahora piensa en lo siguiente: si estás acostumbrado a dejar cargando el móvil durante toda la noche… ¿En verdad necesitas esta tecnología? Mientras duermes el teléfono tiene muchas horas para cargarse, por lo que puedes ahorrarte el daño potencial que la carga rápida le causa a la batería. Otros problemas a tener en cuenta con la carga rápida son su precio y su tamaño. Que un terminal tenga una tecnología de 60 o 100 W incrementa considerablemente su valor en el mercado, además supone la necesidad de disponer de cargadores más voluminosos.

Lee también:  Los robots aspiradores parecen tener cerebro propio: así funciona su navegación

Entonces… ¿30 W o mejor 100 W?

Teniendo en cuenta los beneficios y riesgos de la carga rápida, de seguro te estarás preguntando cuál debes elegir al comprar un smartphone. La mayoría de los móviles de gama media del mercado traen como mínimo entre 18 W y 30 W de carga. Y si quieres apostar por los flagship encontrarás cargas desde 65 W hasta más de 100 W. ¿Y qué es mejor? Pues nosotros te recomendamos que no elijas las de mucha potencia.

La carga rápida de 30 W es más que suficiente para el uso diario del móvil. Esta tecnología te permite darle unas cuantas horas extras de autonomía a tu teléfono con solo unos 10 a 15 minutos de carga. Asimismo, se evita la degradación de la batería que ocasionan las cargas rápidas de mayor potencia. Los 100 W o 200 W resultan poco útiles para el usuario común, y aún los fabricantes no han garantizado que estas cargas sean inofensivas para la vida útil de las baterías.

Y ahora que sabes esto… ¿Le darás mucha importancia a la carga rápida la próxima vez que compres un móvil?