Últimamente vemos en la red cómo usuarios someten a los nuevos smartphone de este año en todo tipo de pruebas, tests que a veces nos hacen mordernos las uñas mientras los vemos debido a la intranquilidad que nos da ver un teléfono sufrir de esta manera. Uno de los dispositivos más sometidos a este tipo de pruebas es el nuevo Samsung Galaxy S6, pues actualmente es el mejor móvil del mercado, y este título no se adquiere simplemente teniendo unas buenas especificaciones, si no que también es necesario un buen diseño y una buena resistencia, de ahí el origen de estas pruebas. Anteriormente vimos un test de resistencia al agua del Galaxy S6, pero parece que a algún usuario no le resulta suficiente esta prueba de resistencia y ha decidido hacer la prueba el mismo, solo que en vez de utilizar agua, ha utilizado CocaCola.

En el vídeo vemos cómo este usuario mantiene sumergido su Samsung Galaxy S6 en CocaCola durante 2 minutos, incluso tiene el detalle de revolver el refresco con el clásico Nokia 3395. Tras mantener el Galaxy S6 sumergido durante los 2 minutos, el usuario en cuestión lo saca y lo seca, y vemos como funciona perfectamente. Hay que destacar que los botones capacitivos como el botón Home o el botón Atrás no funcionan, sin embargo, al principio del vídeo, antes de comenzar la prueba, el tester nos dice que no le funcionan debido a una prueba anterior en la que sumergía el Galaxy S6 en agua, no obstante, puede controlar el smartphone mediante unos botones capacitivos digitales que tiene en su pantalla.

Nos gusta ver estos supuestos en los que se prueba la resistencia de los móviles en situaciones descabelladas. Aunque tu Samsung Galaxy S6 no vaya a estar nunca sumergido dos minutos en CocaCola, está bien saber que puede sobrevivir a este líquido azucaroso. De todos modos me ha quedado un poco de mal sabor de boca al no demostrar si funciona el altavoz, puesto que cuando he sumergido mi Xperia Z en vasos con refresco (las noches de fiesta dan para mucho), el altavoz al día siguiente no se oía debido a que la CocaCola cuando se seca deja las superficies pegajosas debido a todo el azúcar que contiene, por lo que no permite que el altavoz vibre, así que no puede reproducir sonido, de todos modos esto es algo que se arregla sumergiéndolo un minuto en agua tibia.

    COMENTARIOS