Denegar los permisos de una aplicación, ¿qué puede pasar?

denegar permisos android

A partir de Android 6.0, las aplicaciones nos solicitan permisos para poder acceder a nuestra cámara, micrófono y demás. Si instalas una aplicación, tienes que aceptar o denegar varios permisos. Pero, ¿qué pasa si deniegas los permisos de una aplicación?

¿Qué pasa si deniego los permisos de una aplicación?

Para empezar, ¿qué tipos de permisos concedemos al instalar a una aplicación? Estos son los principales:

  • Calendario, es decir, a todos los eventos que tienes registrados en él.
  • Contactos, tanto a los de la SIM como a los del teléfono.
  • Cámara, podrían incluso hacer una fotografía sin nuestro permiso.
  • Memoria de almacenamiento, es decir, a todos tus archivos
  • Micrófono, ¿te están grabando ahora mismo?
  • Mensajes, pueden leer toda tu lista de mensajes, al igual que ocurre en el bug en el que se pueden acceder a los mensajes con una búsqueda en Google del que te hablábamos hace poco.
  • Ubicación, pueden acceder a tu ubicación en todo momento, ya sea por Wi-Fi o GPS.
  • Teléfono, permite a la aplicación hacer llamadas, o acceder a las que estás haciendo.

Todo parece razonable, hasta que nos damos cuenta que hay aplicaciones que nos piden excesivos permisos. Por ejemplo, Pokemon Go usa más permisos de los necesarios. No obstante, si deniegas los permisos de una aplicación, puedes tener algún problema.

Lee también:  ¿Twitter se ha vuelto a caer? La app tiene un problema con el inicio de sesión

denegar permisos aplicaciones

Todo depende del permiso del cual hablamos. Si, por ejemplo, quitamos a Pokémon Go le denegamos el permiso de la cámara, no podremos jugar. Si se lo quitamos a WhatsApp, no podremos mandar fotografías. No obstante, si a una aplicación que no necesita acceso al teléfono, le denegamos el permiso de acceder al teléfono, no ocurrirá nada.

Sin embargo, con otras aplicaciones puede pasar todo lo contrario. Un claro ejemplo es la app «Servicios de Google Play». Si le quitamos el acceso a la ubicación, el resto de aplicaciones pueden no tener acceso a ella. Lo mismo ocurre si le quitamos el acceso a los contactos, WhatsApp no los encontrará, aunque sí tenga permiso.

Entonces, ¿es malo denegar los permisos a las aplicaciones?

Como decíamos, todo depende de la aplicación y del tipo de permiso. Puede ser que no sea necesario ese permiso, pero también puede darse el caso de que sea imprescindible.

La decisión de denegar o aceptar un permiso para una aplicación es finalmente tuya. No obstante, recuerda tener en cuenta los permisos que estás aceptando o denegando. Puede que estés corriendo un grave riesgo dándole acceso a lo que no debe o que estés dejando inutilizada alguna función de tu móvil.