Tan solo han transcurrido 6 meses desde que se presentaron los Moto G5 y G5 Plus y Motorola ya ha decidido renovar su prestigiosa gama Moto G con 2 nuevos dispositivos: el Moto G5s y Moto G5s Plus. Nosotros hemos podido analizar a fondo el nuevo Moto G5S y te vamos a contar qué nos parece.

No se sabe a ciencia cierta por qué Lenovo ha decidido sacar estas 2 renovaciones, no obstante, en Androidphoria vamos a analizar el nuevo Moto G5s y valorar si vale la pena respecto a su hermano menor, el Moto G5. De entrada ya os adelantamos que este Moto G5S es como un hermano mayor del G5 normal. Por ello, es un poco más costoso.

Análisis a fondo del Moto G5s

En primer lugar, tal y como hacemos siempre en Androidphoria, vamos ha hablar de sus especificaciones. Recuerda que este terminal es de un gama media, por lo que es entendible que le falten detalles como el USB type C o la doble cámara.

Especificaciones del Moto G5s

  • Pantalla de 5,2 pulgadas con tecnología IPS y resolución FullHD.
  • Procesador Qualcomm Snapdragon 430 de 8 núcleos a 1,4 GHz.
  • 4 GB de memoria RAM y 32 de almacenamiento interno.
  • Cámaras trasera y delantera de 16 Mpx y 5 Mpx respectivamente.
  • Batería de 3000 mAh con carga rápida. Motorola promete que en 15 minutos de carga, tendremos 5 horas de batería.
  • Sensores como el giroscopio, luminosidad y proximidad, además del chip NFC.
  • Android 7.1.1 y con promesa de actualización a Android Oreo con la capa de Lenovo, una capa muy ligera sobre Android stock.

Diseño del Moto G5s

Ahora toca hablar del diseño del terminal. Nos encontramos con un diseño que no dista mucho del Moto G5 original y sigue los patrones de los últimos terminales Motorola. Este diseño ha dado mucho de que hablar puesto que mucha gente afirma estar encantada y a otra mucha le parece horrible. A nosotros nos parece un diseño bonito y estilizado aunque los marcos podrían haberse reducido mucho más.

Al sostenerlo en la mano, la sensación que nos produce es de calidad y de estar bien construido, aunque resulta un poco resbaladizo. Pesa 159 gramos y se nota bastante ligero si lo comparamos con sus competidores directos.

En la parte superior del frontal del dispositivo, nos encontramos el logotipo de Moto acompañado por un altavoz para llamadas, la cámara frontal, un flash LED y numerosos sensores. Si vamos bajando, encontramos un lector de huellas que puede ser utilizado como botón Home. En la parte trasera, tenemos la cámara principal con su flash dual led y más abajo, el logotipo de Motorola. En el canto derecho se sitúan los controles de volumen y el botón de encendido y apagado. Por último, en el canto inferior, está el micrófono, el altavoz principal y el puerto micro USB.

En cuanto a la pantalla, encontramos una diagonal de 5,2 pulgadas con tecnología IPS y resolución FullHD (1080p). La representación de los colores es muy buena aunque a veces tiran a un tono amarillento. Si hablamos del lector de huellas, este es de los más veloces de la gama media superando a terminales top como el Galaxy S8 o el iPhone 7. Recuerda que este no es un botón físico, si no táctil, que puedes utilizar para navegar en Android.

La cámara del Moto G5s: ¿Hay una evolución?

Pese a no contar con una doble lente, los resultados son bastante buenos en condiciones óptimas de luz. Sensor de 16 Mpx con flash de doble tono. Motorola nos incorpora por software un “modo pro” en el cual podemos jugar con parámetros como el ISO, el enfoque fijo y el balance de blancos, entre otros. También podemos acceder a la aplicación de cámara haciendo un giro de muñeca.

La grabación de vídeo podría ser mejor puesto que lo máximo a lo que podemos grabar es a 1080 30fps. Aunque contamos con un modo de cámara lenta capaz de grabar hasta 60 fotogramas por segundo.

Hablando de la cámara frontal, esta cuenta con 5 Mpx y un flash LED el cual te sacará de algún que otro apuro en situaciones de poca luz. Los resultados no son nada malos, pero lamentablemente no estamos ante una de las mejores cámaras selfie del mercado.

Si te gustan los vídeos y quieres saber más sobre el terminal o ver más pruebas aquí puedes ver la vídeo review del autor del artículo en su canal. Al final del artículo recuerda que te dejamos un enlace de compra del terminal.

Rendimiento y autonomía del Moto G5s

Como ya veíamos en las especificaciones, este terminal monta 3 GB de memoria RAM, lo cual nos proporcionará muy buen rendimiento. La multitarea, las transiciones y el sistema, van como la seda. También nos sorprende el buen uso del procesador, pese a no tener un chip excelente, este funciona muy bien. Es un procesador de gama baja que rinde muy bien.

En cuanto a la batería, esta cuenta con un amperaje de 3000 mAh con una duración que se encuentra en la media de los dispositivos de este rango de precio. Nos dará aproximadamente entre 3 y 5 horas de pantalla con un uso intensivo. La tapa trasera no se puede extraer por lo que deberemos tener cuidado a la hora de cargarlo con la tecnología Turbo Power.

En lo que respecta al sonido, tenemos el altavoz principal en la parte inferior del terminal. Una ubicación bastante mala si tenemos en cuenta que este se puede tapar muy fácilmente con la mano al sujetar el teléfono de forma horizontal. Sin duda el punto más negativo del dispositivo.

Ya mirando un poco más al interior del terminal, encontramos su sistema operativo Android 7.1.1. Pero como nos anunció Motorola, se actualizará a Oreo en el primer trimestre de 2018. Android con experiencia “stock” a la que Motorola solo le ha añadido una pequeña aplicación para configurar gestos, esconder la barra de navegación y elegir el modo de color.

Conclusión: ¿Es superior a otros teléfonos de la competencia?

Esta pregunta se puede responder de dos maneras distintas. Si tienes en cuenta los teléfonos chinos, existen muchos modelos superiores. En este post te mostramos 10 terminales chinos por menos de 100 euros aunque ninguno supera a este Moto G5s sí compiten en precio.

Por el contrario, si eres una persona que no quiere complicarse la vida ni importar teléfonos por Internet y lo que quiere es comprarlo en una tienda física de confianza o en un portal online de España, este posiblemente sea de los mejores dispositivos de gama media del mercado tradicional. Los puntos fuertes de este terminal son el software, el sensor de huellas dactilares y el diseño, además de la inclusión del chip NFC que tantos móviles de esta gama no incorporan.

Por otro lado, los puntos negativos son el altavoz (por la ubicación) y el procesador (que podría ser mejor, rinde bien pero no es un procesador de un móvil que cuesta 250 euros). Creemos que este dispositivo sí que cumple las expectativas y está a la altura de otros dispositivos de la competencia en occidente aunque en China tiene muchos competidores más fuertes por menos dinero. Cuesta 250 euros, eso es lo que debemos tener en cuenta.

 

Compartir