Probamos el nuevo Moto G5: ¿Queda algo del Moto G original?

Probamos Moto G5

Siempre que hablamos del nuevo Moto G lo hacemos con especial cariño porque Androidphoria lo empezó todo en base a este terminal. El primer Moto G marcó un antes y un después en la telefonía móvil pero con el paso de los años ha perdido protagonismo por dos factores clave. Ahora hemos tenido la oportunidad de probar el Moto G5 y os queremos hablar un poco de él.

Al Moto G le ha salido mucha competencia y muy fuerte, por otra parte la marca Motorola desapareció del terminal y Lenovo le ha hecho mucho daño al modelo en sí, poco o nada queda del diseño original. Aún así el Moto G5 sigue siendo una buena compra en occidente y hay que recordar que comprar móviles de occidente frente a los chinos tiene ventajas a pesar de que esto repercuta en el precio.

Moto G5 trasera

Probamos el Moto G5: ¿Qué tal va?

El precio del Moto G5 debería estar ajustado a los 205 euros en la versión de 3 GB (recomendada) o algo similar, pese a que no ha sido revelado lo cierto es que Lenovo ha usado materiales de calidad en el teléfono aunque su diseño no se siente tan premium como debería, o al menos su forma no lo destaca correctamente, sobre todo si lo vemos por delante.

En la parte trasera ya vemos su huevito de cámara particular que no termina de gustarnos porque parece que lleva una cámara muy aparatosa cuando en realidad, para llevar el mejor sensor del mercado, no necesitas llamar tanto la atención (solo hay que ver el sensor en los Pixel). Eso sí, el teléfono se siente firme y bien construido con unos 145 gramos de peso y un material premium metálico y con batería extraíble, un detalle importante.

Con resistencia a salpicaduras y batería extraíble

La pantalla de 5 pulgadas IPS con resolución FullHD junto al procesador Qualcomm Snapdragon 432 y sus 2 o 3 GB de RAM seguidos de sus 16 GB de almacenamiento crean una configuración muy decente para un rendimiento bueno en cualquier circustancia aunque para nada tenemos un hardware de gama alta.

Lee también:  Analizamos el cargador Baseus GaN 2 Pro de 100 W: carga fácilmente y muy rápido todos tus gadgets

La cámara trasera es de 13 MP con flash LED y f/2.0 que saca muy buenas fotos y la cámara delantera para selfies se queda en los 5 MP más que suficientes para hacer fotografías. Es una pena que en el modelo básico no hay sensor de huellas como en el Plus pero sí contamos con una batería de 2800 mAh más que suficiente para esta configuración.

moto g5 caracteristicas

Su pantalla ofrece unos colores buenos y nítidos pero en el stand de Lenovo no había la mejor luz para ver el terminal tal y como podéis ver en las fotografías. La cámara la hemos probado así por encima y parece ofrecer unos resultados mejores que los del Moto G4 y pese a tener en cuenta que compite con la gama media ofrece un muy buen rendimiento.

A todo lo completo que es el terminal por un precio que rozará los 200 euros (este año competir con Nokia hace que Lenovo tenga que bajar los precios) hay que sumar Android 7.0 Nougat sin bloatware. A nosotros es un terminal que nos gusta, queda poco del Moto G original pero si su precio finalmente se queda en 205 es una opción a tener en cuenta en todos los sentidos.