¡El futuro es hoy! Samsung ya fabrica procesadores de 3 nanómetros

Samsung ya fabrica chips de 3 nm para moviles comienza la nueva era

Cada vez estamos más cerca de alcanzar el límite físico de la tecnología litográfica de semiconductores que se usa para la producción de procesadores. Hace un par de años se veía lejana la meta de alcanzar la tecnología de 1 nm que marcará el final del proceso de fabricación de chipsets que se utiliza en la actualidad. Pero, a día de hoy, parece que dicho objetivo está a la vuelta de la esquina.

Aún no terminábamos de asimilar el gran salto que supuso la tecnología de 4 nm con la que se fabrica el Snapdragon 8 Gen 1, Dimensity 9000 y el Exynos 2200, y ya se especulaba sobre quién sería el primero en lanzar un chipset de 3 nm. Pues bien, ya tenemos la respuesta a esta pregunta. Samsung acaba de anunciar que ya se encuentra produciendo los primeros SoC de 3 nanómetros.

Comienza la nueva era: Samsung se adelanta y ya inicia la producción de chipsets de 3 nm en Corea

A pesar de que TSMC había anunciado importantes adelantos en la tecnología de 3 nanómetros, Samsung se les ha adelantado. La marca acaba de anunciar que inició la producción de procesadores de 3 nm en su fábrica de semiconductores de Hwaseong. Con esto, se convierte oficialmente en el primer fabricante de chipsets para móviles en lograr dicho hito tecnológico.

Lee también:  ¿Qué ha pasado con el Galaxy S22 FE?

Además, la empresa coreana también ha anunciado importantes cambios en su proceso de fabricación de SoC. Para empezar, abandona la arquitectura FinFET por la nueva GAA (Gate All Around), que, como se puede ver en el vídeo, supondrá una mejora en eficiencia energética para sus chipsets. Asimismo, también cambia la tecnología de nanocables por las nanoláminas en pro de disminuir el consumo energético.

Según Samsung, el salto de 5 nm a la tecnología de 3 nm supone una mejora de rendimiento del 23 % y una reducción de tamaño del 16 %. Además, esperan que con la segunda generación de sus SoC de 3 nm se logre una mejora de la eficiencia energética del 50 %, 30 % más de rendimiento y una reducción de área del 35 %.

Finalmente, es muy probable que el primer procesador de la casa en llegar con esta tecnología sea el Exynos 2300, un modelo que probablemente le dará un lavado a los chipsets de Samsung que hasta ahora no han logrado la aceptación en el mercado que tienen los de Qualcomm o MediaTek.

Fuente | Samsung