¿Tu teléfono no carga? Descubre cómo solucionarlo

Mi móvil no carga

Probablemente, todos hemos tenido algún teléfono al que le hemos dicho «adiós» debido a problemas con la batería, es por eso que cada vez que nuestro smartphone muestra signos de que no carga como debería, todas nuestras alarmas se encienden, ya que nos asusta que sea el final.

Para evitarte estas situaciones, te aconsejo que le des un vistazo a este artículo en donde se explica qué debes hacer para no dañar la batería de tu smartphone.

Pero no te desanimes, el hecho de que tu teléfono presente problemas al cargar no siempre quiere decir que se trata de un problema irreparable. Hay algunas cosas que puedes hacer para descubrir si realmente el problema no tiene solución y te las mencionamos a continuación.

Comprueba si se trata del puerto de carga

puerto usb sucio

A veces el puerto de carga puede llenarse de polvo, pelusas y otras cosas. Cuando eso pasa, es muy probable que el teléfono no se cargue correctamente o que simplemente no responda cuando lo conectes al cargador, esto ocurre debido a que la suciedad ocasiona que no se complete el circuito necesario para cargar tu móvil.

Para verificar que tu puerto de carga está limpio, toma una linterna y revísalo de cerca. Puedes usar un objeto puntiagudo, como un palillo de madera, e introducirlo en el puerto para intentar sacar la mayor suciedad que puedas.

Es importante que sepas qué utilizar un objeto de metal, como, por ejemplo, un clip, puede dañar tu puerto de carga, por lo tanto, lo mejor es no utilizarlos. Emplear un palillo de madera es mucho más seguro.

Lee también:  Regresan los permisos a la Play Store: Google se retracta

Aun así, sea lo que sea que decidas usar para limpiar el puerto de carga, al usarlo debes hacerlo con cuidado, si lo haces de manera muy brusca, no importa que estés utilizando un palillo de madera o una aguja, terminarás dañando tu puerto de carga.

Otra cosa que debes tomar en cuenta, es que, si tu puerto de carga tiene suciedad, cada vez que lo conectes al cargador, esta suciedad se compacta, ocasionando que el proceso de limpieza sea un poco más difícil. Debes repetir varias veces el proceso para asegurarte de que lo hayas limpiado correctamente.

Utiliza otro cable o adaptador

cable usb dañado

Si ya comprobaste que tu puerto de carga está limpio, puede que se trate del cable que estás utilizando para cargar tu teléfono. Revisa si el cable tiene algún signo de desgaste y verifica los contactos cerca del punto de conexión. También podría ser que el extremo del cable este sucio, pero si el cable tiene otro tipo de daño ocasionado por desgaste, como, por ejemplo, mucha exposición al calor, no tendrás otra opción que cambiarlo.

El hecho de que el cable no muestre ningún signo de daño tampoco significa que no sea el causante del problema.

El daño no necesariamente tiene que ser visible, a veces también puede deberse a que se trata de un cable muy viejo. Cualquiera que sea la razón, afectará la capacidad del cable para transportar la carga. Si tienes alguna sospecha de que sea el cable, lo mejor será que lo reemplaces.

Lee también:  5 formas de evitar que sepan tu ubicación por WhatsApp

El adaptador también podría ser el causante del problema. Intenta cargar tu teléfono con algún otro adaptador de repuesto que tengas en casa o cualquier equipo que tenga puerto USB, como, por ejemplo, una laptop. Si al reemplazar el adaptador el teléfono carga, entonces significa que deberás conseguir uno nuevo.

Reinicia tu dispositivo

reiniciar telefono

Los problemas de software también pueden interferir en la carga de tu smartphone. Para solucionarlo, apágalo y vuelve a encenderlo.  Los teléfonos inteligentes actuales tienen circuitos de carga bastante sofisticados, lo que les permite usar de forma segura cargadores más potentes que los que vienen en sus cajas (particularmente para fines de carga rápida).

Ese proceso está controlado por software, por lo tanto, no está descartada la posibilidad de que reiniciar el dispositivo pueda resolver el problema. 

Problemas con el cargador inalámbrico

cargador inalambrico

Ya conoces cómo las conexiones físicas están propensas a todo tipo de problemas, como suciedad y conectores dañados que entorpecen el proceso de carga, dicho esto, los cargadores inalámbricos suenan como una mejor alternativa, pero incluso ellos pueden tener problemas. 

Lo primero que debes hacer es verificar que tu cargador inalámbrico esté enchufado, especialmente si no hay un indicador LED.

Al igual que la carga con cable, el cargador inalámbrico requiere un cable y un adaptador USB para funcionar. Intenta cambiarlos para asegurarte de que no sean la razón del problema. Si tu teléfono tiene una funda, considera quitarla para probar la conexión.

Si aún no funciona, intenta probar cargar tu teléfono con un cable de carga estándar. En caso de que nada de eso funcione, puede haber un problema con el circuito de carga dentro de tu smartphone, lo cual requerirá una solución más drástica.

Lee también:  Envia mensajes temporales en Instagram que se autodestruyen

¿Tu teléfono estuvo en contacto con el agua?

telefono mojado

La mayoría de los teléfonos inteligentes de gama alta ahora tienen cierta resistencia al agua, sin embargo, se puede dar el caso en que estos sistemas de protección fallen.

El agua salada representa otra amenaza, ya que la sal puede llegar a corroer rápidamente los contactos de carga dentro del puerto en la parte inferior del dispositivo. Incluso podrías encontrarte con residuos de sal dentro del puerto de carga, lo cual impide que el teléfono cargue correctamente. 

Es posible que puedas limpiar la corrosión con un borrador de lápiz o usando vinagre blanco. Otra opción es enjuagar el dispositivo con agua dulce después de haber sido expuesto al agua salada.

El daño causado por el agua o por cualquier líquido que ingrese a tu dispositivo, puede llegar a afectar la carga, en estos casos, es probable que el problema no sea tan fácil de solucionar. 

Lo mejor sería llevar el dispositivo a un servicio de reparación para que lo inspeccionen, así tendrás una idea de los costes involucrados en la reparación de tu teléfono. En muchos casos, un nuevo smartphone será la ruta más rentable.

Consigue un mejor cargador

Cuando necesites reemplazar tu cargador por cualquier motivo, considera obtener el mejor cargador que puedas pagar. Un cargador de nitruro de galio, podría ser la solución a tus problemas, son más pequeños y eficientes.

Y si estás en la búsqueda de un nuevo cargador, debes leer esta reseña del UGREEN 100 W con carga ultrarrápida para todos tus dispositivos.