Tener un altavoz inteligente en casa no es una opción, es casi obligatorio si quieres disfrutar de música, tu agenda, etc. sin moverte del sofá y sin pulsar ni un botón. Es cierto que puedes seguir usando tus antiguos altavoces, pero los inteligentes lo han cambiado todo y son mucho más útiles de lo que crees. Yo ya no sabría vivir sin pedirle a Google que apague la luz cuando me siento en el sofá.

Lo cierto es que, lejos de ser una “chorrada” se han convertido en algo muy útil, sobre todo cuando empiezas a indagar en ellos y usar opciones avanzadas como las rutinas, comandos útiles, etc. El Google Nest Mini de 2ª generación es una de las muchas opciones que hay, pero esta es especialmente interesante, por estar fabricado por la propia Google y tener un precio muy económico. Además, es el enemigo directo del Echo Dot de Amazon.

¿Cómo es el Google Nest Mini 2? Mucho mejor que la primera versión

El Google Nest Mini 2 ha mejorado, y mucho, con respecto a la primera versión y de hecho sus bajos son el doble de potentes. La sensación que nos ha dejado después de semanas de uso es muy buena. Tiene un sonido más que suficiente para una casa (no para hacer fiestas de muchas personas) y además tiene un reconocimiento con mucho alcance. De hecho, puedo pedirle que apague la tele cuando estoy en el sofá de mi salón (teniendo el altavoz en el estudio). Sin duda, su capacidad de reconocimiento es impresionante gracias a sus 3 micros de largo alcance.

Pero antes de contarte más sobre él te queremos mostrar sus características:

  • Dimensiones: 98 mm de diámetro y 42 mm de altura, con un peso de 181 gramos. El cable de alimentación tiene 1,5 metros.
  • 3 micrófonos de largo alcance.
  • Conectividad: WiFi AC de doble banda y Bluetooth 5.0. Tiene Chromecast integrado.
  • Compatibilidad: funciona por sí solo, pero para configurarlo necesitas un móvil que admita la app Google Home (Android o iOS).
  • Procesador de 4 núcleos ARM a 1,4 GHz.
  • Sonido envolvente de 360 grados con un altavoz de 40 mm.

Es posible que las cifras no te digan mucho, pero vamos a explicarte qué nos ha parecido su diseño y su funcionamiento.

El Google Nest Mini 2 tiene un diseño elegante y respetuoso con el medioambiente

El Google Nest Mini 2 está disponible en dos colores (tiza o carbón) y es un altavoz realmente elegante, no muy grande y que fácilmente puede combinar con cualquier decoración. Además, hay que resaltar que Google ha usado plástico 100% reciclado de botellas para su tejido superior. En cuanto a su carcasa, esta también ha sido creada con un 35% de plástico reciclado. Es, sin duda, un altavoz bastante ecológico y respetuoso con el medioambiente, ya que usa una gran cantidad de material reciclado.

Entre sus bondades está su aspecto, que con las luces apagadas a penas te darás cuenta de que es un dispositivo inteligente. Cuando este se ilumina puede hacerlo con sus 4 luces (normalmente en blanco) o con las 2 laterales que solo se iluminan cuando subimos el volumen. No hay mucho más que comentar, lo cierto es que solo tiene un conector para la fuente de alimentación y no tiene ni un solo adorno en su parte superior. A mí personalmente me parece muy elegante, e incluso más bonito que el Echo Dot 3.

Y luego están los detalles, porque el Nest Mini 2 tiene un pequeño agujero para que lo puedas colgar y así ahorrarte espacio en tu escritorio. También tiene un pequeño interruptor físico con el que podrás silenciar su micrófono y me gustaría destacar lo bonito que es su conector a la alimentación, redondo y muy elegante, con el símbolo de la gran G. Sin duda un dispositivo que se nota que ha sido diseñado con mimo y que transmite mucha elegancia.

La calidad de sonido del Nest Mini 2 es muy buena para su tamaño

El Google Nest Mini 2 tiene una potencia de sonido muy buena para su tamaño. Jamás podría imaginar que altavoces tan pequeños podían sonar tan bien y con tanta calidad. Si lo comparamos al Echo Dot 3 (su principal competidor) me atrevería a decir que este último es algo más potente y tiene algo más de graves; aunque me da la sensación de que el Nest Mini de 2ª generación tiene una mejor calidad de sonido, con un sonido un poco más definido.

No te sentirás para nada decepcionado con su calidad y estoy seguro que es más que suficiente para la mayoría de usuarios que escuchen música en casa a volúmenes normales, pues ofrece una muy buena calidad y un sonido bastante potente. Obviamente es algo menos potente que el Mi Smart Speaker de Xiaomi aunque es mucho más compacto. Aún así, lo mejor será que lo pruebes porque es complicado transmitirte cómo es su calidad de sonido sin pruebas muy técnicas.

Puedes emparejar otros dispositivos por Bluetooth

Otra de las cosas que nos gustó es que con el comando “Ok Google, empareja el Bluetooth” se puede usar para escuchar el sonido de cualquier dispositivo. Yo lo uso para escuchar el sonido de un PC de sobremesa que no tiene altavoces y funciona genial. Aunque también podrás usarlo para escuchar la música de YouTube, ya que con los comandos de voz solo podrás escuchar Spotify Premium o YouTube Music (seleccionando las canciones). Si no pagas tendrás que sufrir la clásica selección aleatoria de canciones como en las versiones gratuitas para móvil.

El asistente de Google es útil, aunque debes entenderlo

Análisis Google Nest Mini 2

Configurar el Google Nest Mini 2 es tan fácil como abrir la app de Google Home y seguir los pasos para conectar un dispositivo. Además, disfrutarás de todo lo que tengas guardado en tu cuenta de Google (avisos, preferencias, etc.). Y una vez conectado podrás empezar a interactuar con él:

  • Programar recordatorios o alarmas con comandos como: Ok Google, recuérdame que mañana vaya a tal sitio u Ok Google, despiértame mañana a las 7 de la mañana.
  • Tomar notas o guardar cosas que se te ocurran.
  • Buscar cosas en Google, para que te diga qué significa, cuánto es la suma de algo, etc.
  • Pedirle canciones de cualquier servicio compatible como YouTube Music o Spotify.
  • Te contará chistes, curiosidades, tiene juegos, etc.
  • También puedes programar rutinas del asistente de Google para que con una palabra haga varias acciones a la vez.
  • E incluso puedes controlar todos tus dispositivos de domótica compatibles: luces, tu tele con Android TV, el Chromecast, dispositivos inteligentes, etc.

Lo cierto es que las posibilidades son infinitas aunque cuantos más dispositivos de domótica tengas en casa más provecho podrás sacarle. Sin duda, tener un altavoz inteligente es interesante siempre y cuando tengamos algo más (algunas bombillas, una tele que se pueda controlar, un interruptor, etc.). Si no lo has probado no te imaginas lo cómodo que es sentarte en tu sofá y sin tocar nada pedirle con un solo comando que apague la luz, encienda la tele y abra Netflix; para luego especificarle con otro que ponga la serie que más te gusta. Es muy cómodo.

Controlar el asistente es tan fácil como decir el comando Ok Google o Hey Google y luego pedirle todas las órdenes. Como te comentábamos, su capacidad de reconocimiento es genial porque gracias a sus 3 micrófonos de largo alcance reconoce muy bien todos los comandos. Y si te molesta que este te escuche todo el tiempo siempre puedes silenciar su micrófono con el interruptor físico.

Google Nest Mini 2

¿Vale la pena el Google Nest Mini 2?

Actualmente se puede encontrar el altavoz de Google por poco dinero, a veces en ofertas que bajan incluso de los 30€. Creemos que por un precio que baje de los 40€ es una compra genial, pero si vas a gastar los 59€ que cuesta en la web de Google es posible que quizás te interese una opción más potente como el Mi Smart Speaker de Xiaomi. Ahora bien, si consigues hacerte con una oferta interesante como la que te dejamos aquí abajo sí nos parece una muy buena compra.

Podrás aprovechar todos tus dispositivos compatibles con el asistente de Google y además usarlo para escuchar música cuando estés limpiando, haciendo deporte o lo que sea que se te ocurra en cada momento. Muchos, cuando probamos lo cómodo que es pedirle la canción que queremos sin tocar nada, ya no queremos volver a vivir sin uno de estos.

 

Nuestra opinión
Diseño
Calidad de sonido
Conectividad
Precio