El reconocimiento facial del Samsung Galaxy S8 no es tan seguro como parece

Lector iris Galaxy S8

El Samsung Galaxy S8 sigue llenando los titulares esta semana. La presentación del último modelo del gigante coreano, con el que busca regresar a los buenos resultados, no deja de traernos noticias. También nos deja con muchas preguntas. Las nuevas funciones del teléfono han sido presentadas con mucho orgullo por parte de la empresa. La seguridad es un aspecto clave de este teléfono. Es el móvil que más opciones de seguridad ofrece, incluyendo el llamado reconocimiento facial. Pero parece que no es oro todo lo que brilla.

Durante la presentación del Galaxy S8, Samsung afirmaba que el reconocimiento facial iba a hacer mucho más simple y cómodo el proceso de desbloqueo del móvil. Basta con coger el teléfono y el propio teléfono reconocerá a su dueño y así ya podrás usarlo. La idea suena genial, casi futurista, y ha entusiasmado mucho a los seguidores que esperan hacerse con este modelo. Pero hay un problema. Esta función no es tan segura como promete.

Galaxy S8 foto oficial

¿Qué ha fallado en el reconocimiento facial?

Esta función que Samsung presenta con tanto orgullo no es todo lo segura que debería ser. Estos días ha surgido un vídeo online, que os dejamos al final del artículo, en el que se puede ver el motivo. Un usuario utiliza una foto propia en la función de reconocimiento facial. En teoría, esto no debería surtir efecto y el teléfono debe seguir bloqueado. Pero la realidad es diferente. Tras varios intentos podemos ver que el reconocimiento facial acaba reconociendo la foto de su dueño y el teléfono queda desbloqueado al instante.

Este vídeo pone en jaque la gran medida de seguridad que el reconocimiento facial supone. Aún desconocemos si el gigante asiático ha reaccionado y nos dará una explicación sobre el motivo de que esto haya pasado. Lo que tampoco sabemos es si habrá alguna mejora que permita que el reconocimiento facial pueda distinguir entre una foto y la persona en la vida real.

Sólo nos queda esperar a la reacción que Samsung nos pueda ofrecer, pero esto puede poner en entredicho una de las funciones estrella del Galaxy S8. ¿Creéis que esto puede traerle problemas a Samsung? ¿Cuál creéis que puede ser una solución? Lo prometido es deuda y os dejamos con el vídeo en el que se puede ver como el reconocimiento facial funciona con la foto del usuario.