¿Comprar un smartwatch si no haces deporte merece la pena?

Vale la pena comprar un smartwatch si no haces deporte

No hace mucho te hablamos de los mejores smartwatches para regalar. Pero si estás pensando en comprarte uno, puedes echarles un ojo porque son muy buenas opciones. No obstante, es normal que los usuarios se hagan la pregunta de si merece la pena comprar un reloj inteligente cuando no se hace deporte. Yo creo que sí, porque la verdad es que permite hacer muchísimas más cosas de las que imaginas.

Comprar un smartwatch sin hacer deporte: ¿vale la pena?

No todos los smartwatches son deportivos

Sí es cierto que hay relojes inteligentes con clara apariencia deportiva. Pero hay muchos otros que no son para nada deportivos, sino que tienen un aspecto más “pijo”, fino o elegante. Por tanto, si los smartwatches fueran para hacer deporte, los fabricantes no los lanzarían de este tipo. Así que este es el primer paso por el que creemos que valen igualmente la pena, tanto si haces ejercicio, como si no.

Son tremendamente útiles

  • Recibe y contesta llamadas en tu muñeca.
  • Añade alarmas o recordatorios.
  • Contesta mensajes de WhatsApp.
  • Mira la fecha y la hora.
  • Adapta la esfera a los tonos de tu ropa.
  • Juega a juegos desde tu muñeca.
  • Recibe notificaciones sin usar el teléfono.
  • Sensor de ritmo cardíaco para medir el pulpo.
  • Monitoriza el sueño.
Lee también:  ¿Quieres un AirTag? Estas son las 5 mejores alternativas para Android

Estas son solo algunas cosas por las que merece la pena comprar un smartwatch (incluso si no haces deporte). Realmente, si haces deporte es útil en el sentido de los pasos o calorías quemadas. Pero ya ves que hay muchas más cosas que puedes hacer.

Conclusión: no hace falta que hagas deporte para comprarte uno

Hoy en día encontramos relojes inteligentes por 50 o 100 euros… ¡no hace falta gastar 300 euros! Así que sin lugar a dudas son una muy buena opción, sobre todo si te gustan y crees que le vas a sacar provecho.

En mi caso, desde que salieron al mercado hace unos cuantos años no me he vuelto a comprar un reloj que no sea inteligente. ¿Para qué comprar un reloj que solo da la hora si puedo tener uno que hace todo? Para mí se han vuelto imprescindibles. Y no lo uso solo para hacer ejercicio, sino para revisar notificaciones cuando no tengo el móvil cerca. Además de todo lo que te comenté más arriba.

¿Qué opinas de los smartwatches? ¿Has probado uno alguna vez? ¿Lo utilizas para deporte o para el día a día?