No hables mal de tu jefe en Slack porque puede leer tus conversaciones privadas

Jefe leer conversaciones privadas Slack

Cuando se trata de trabajar de forma remota, tanto Trello como Slack son plataformas bastante usadas. Sin embargo, debes saber que tus conversaciones privadas en Slack no son tan privadas como piensas. De hecho, tu jefe puede leer todas tus conversaciones en Slack, así que lo mejor es que no hables mal de él en esta plataforma.

Tu jefe puede leer tus conversaciones privadas de Slack

Slack es una plataforma bastante popular para comunicarse a través de videoconferencias o mensajería instantánea. Además, esta plataforma es ideal para que los equipos que trabajan en remoto se organicen. Sin embargo, esta plataforma tiene algunos problemas como el fallo de seguridad que tiene Slack para Android o incluso el hecho de que tu jefe puede leer tus conversaciones privadas.

Toma en cuenta que Slack te permite comunicarte con equipos de trabajo completos a través de sus canales o hacerlo individualmente con los mensajes directos. Generalmente, a los canales tienen acceso varios miembros de un equipo de trabajo, no importa si es un canal público o privado. Sin embargo, los mensajes directos son enviados directamente entre dos personas, pero aun así tu jefe podría tener acceso a ellos.

Jefe puede leer conversaciones privadas Slack

Slack permite a los jefes que descarguen y exporten todas las conversaciones que tienen sus equipos en la plataforma, no importa si son conversaciones públicas o privadas. Sin embargo, debes saber que tu jefe no puede leer en tiempo real tus conversaciones, solo puede hacerlo cuando descarga todas las conversaciones de su equipo.

Lee también:  El modo despejado llegó a TikTok: ¿cómo activarlo y para qué sirve?

Antes del 2018 los jefes solo podían descargar las conversaciones públicas de sus empleados. Sin embargo, para cumplir con algunas leyes, Slack decidió que si los jefes  cumplían con algunas reglas podían descargar todas las conversaciones de sus empleados. De hecho, para descargar las conversaciones, tu jefe tiene que enviar una solicitud a Slack en la que entre otras cosas los miembros de su equipo deben estar de acuerdo y debe tener un sustento legal.

En síntesis, tu jefe sí puede tener acceso a tus conversaciones privadas de Slack, pero debe completar cierto proceso. Además, para que tu jefe pueda leer tus conversaciones privadas debe tener el plan Plus o Empresarial de Slack. En el caso de que tu jefe tenga el plan Gratis o el Estándar solo puede descargar las conversaciones públicas de sus empleados.

De cualquier forma es mejor que te evites problemas y no hables mal de tu jefe en Slack. Si no te gusta Slack, puedes usar Microsot Teams que es una de las mejores alternativas a dicha plataforma.