Una paciente paralizada logra comunicarse con una Nexus 9

El tiempo avanza, y cada vez cogemos tiempos mejores hasta para ponernos enfermos. Y es que la inteligencia artificial se encuentra en auge y está avanzando a la velocidad del rayo, estando cada vez más presente en usuarios a los que realmente podría cambiarles la vida. Pero lo que está claro es que una paciente paralizada logra comunicarse con una Nexus 9, ¿cómo podría cambiarle la vida una Nexus 9 a un paciente con esclerosis? Analizamos el caso.

Científicos conectan la Nexus 9 a una paciente con esclerosis

Una señora de 50 años (paciente T6) sufre de esclerosis lateral amiotrófica. Esta enfermedad afecta a las neuronas motoras, y tiene el cuerpo paralizado de cuello para abajo, pero ahora ha conseguido comunicarse con el mundo y gracias a los científicos que llevaron su caso y a una Nexus 9. En el siguiente vídeo nos podemos introducir más de lleno en cómo funciona esto, y vemos a un paciente jugando con su cerebro:


Esto ocurrió por el 2013, cuando una paciente voluntaria se dejó implantar una matriz de electrodos de 100 canales en esa parte izquierda del cerebro que tiene afectada, y que se corresponde con las responsables del movimiento. Si todo salía bien, gracias a esta conexión y mediante la tableta, podrían escribirse palabras, es decir, realizar movimientos solo con que solo la paciente los pensara.

El funcionamiento era sencillo, puesto que los electrodos que la mujer tenía implantados podían registrar su actividad cerebral, por lo que solo tendrían que interpretar las señales de su cerebro y traducirlas para controlar el cursor y el teclado con solo el pensamiento de la mujer.

Controlar un dispositivo con la mente es posible

Nosotros, escribimos en el teclado porque lo tocamos y movemos el cursor porque deslizamos con nuestra mano un ratón o un trackpad, pero no nos damos cuenta de que estamos pensando cada cosa que hacemos, por lo que si el dispositivo en sí es capaz de recibir nuestro pensamiento, no tendríamos que tocar nada para escribir o que se mueva el cursor.

Esto le ha cambiado la vida a la paciente T6, que por el 2014 logró comunicarse con el mundo exterior, algo que le sería imposible sin este gran avance, porque tiene todo el cuerpo de cuello para abajo paralizado, y no dispone de movimiento en las manos para escribir en un teclado. Ahora la paciente puede escribir y utilizar la tablet con solo pensar para comunicarse con su gente o jugar.

Genera problemas de vista cansada

El único problema, es que como todo el trabajo se hace con la vista, cansa, y se han presentado problemas de ojos irritados o cansados, ya que por ejemplo si la paciente quería borrar algo porque se había confundido, tenía que mirar fijamente la tecla de borrar para ir eliminando todo poco a poco.

Esto es un ejemplo de todo lo que está por llegar. ¿Qué te parece?

Vía | Singularity Hub

    COMENTARIOS