¿Sabias que Samsung gana dinero por cada iPhone X vendido?

Si hay un teléfono del que ahora mismo se está hablando muchísimo, ese es el iPhone X. Fue uno de los dispositivos que Apple presentó el pasado 12 de septiembre, junto con el iPhone 8 y el iPhone 8 Plus. Hace unos días os contamos cuánto cuesta fabricar un iPhone X.

Claro que hasta hoy no hemos sabido que Samsung ganará nada más y nada menos que 94 euros por cada iPhone X que venda Apple gracias a su línea de componentes.

iPhone X comparativa

¿Por qué Samsung gana dinero con el iPhone X?

Sin lugar a dudas, a la hora de fabricar un teléfono móvil, la mayor parte de los costes corresponde a los componentes del dispositivo.

Apple siempre se ha caracterizado por fabricar sus propios componentes para sus dispositivos móviles. Así, el iPhone X no cuenta con un procesador gráfico PowerVR de Imagination Technologie, sino con uno propio de los de Cupertino. Claro que el dispositivo estrella de Apple también incorpora algunos componentes de otras empresas. Y es ahí donde entra en juego Samsung.

Samsung es la empresa fabricante de la pantalla OLED y la memoria del iPhone X. Samsung Semiconductors es casi el único fabricante en todo el mundo de memoria NAND que es capaz de hacer frente a un volumen de pedido tan grande como el de Apple.

Por lo tanto, la compañía estadounidense no sólo gana dinero con los teléfonos que vende, sino también con los componentes. Así, por cada iPhone X vendido, Samsung gana dinero.

¿Cuánto dinero gana Samsung por cada iPhone X vendido?

Según estimaciones de Counterpoint para el Wall Street Journal, Samsung podría ganar hasta 94 euros por cada iPhone X que venda Apple. Ahora mismo, las estimaciones de venta de este teléfono son de 130 millones de unidades en todo el mundo; de ser así, Samsung ganaría nada más y nada menos que 12.220 millones de euros. Algo un tanto irónico teniendo en cuenta que son beneficios provenientes de las ventas de Apple, uno de sus principales rivales en el mercado de la telefonía móvil.

Por lo tanto, aunque sean grandes competidores, Samsung y Apple deben entenderse de una manera u otra; ambas se necesitan mutuamente. En el caso de la compañía surcoreana, se estima que los pedidos de componentes para el iPhone X representan cerca del 35% de los ingresos de Samsung.

Fuente | Phandroid

Compartir