Los Galaxy S bajan más de precio en un mes que los iPhone en un año

ventas moviles caen ranking global

Gracias al estudio de Backmycell, sabemos que el Samsung Galaxy S es el móvil que más rápido baja de precio. Esto, podría parecer normal debido a los lanzamientos de móviles nuevos, actualización de software, el desgaste por el uso y otros factores, pero en realidad no lo es. Es un caso de estudio.

Aquí en España, el Samsung Galaxy S9 costaba 909 euros cuando salió al mercado, marzo 2018, y a día de hoy tiene un valor de 469 euros. Esto significa una caída del 48,41% en el precio con respecto a su valor inicial.

¿Cuánto baja de precio realmente el Galaxy S?

Samsung Galaxy S10

Para nadie es un secreto que los grandes fabricantes de móviles generan una gran expectativa cuando van a lanzar un nuevo móvil al mercado. Rumores, filtraciones y noticias están boca de todos, lo que hace emocionar más a las personas. Cosa que los fabricantes aprovechan al momento de publicar el precio de sus nuevos dispositivos.

¿Pero qué pasa con el precio una vez que son lanzados? Pues sucede lo que te comentamos al inicio, a lo largo de los meses el valor del móvil empieza a disminuir en medida que la demanda también empieza a bajar. Por lo tanto, es normal que compres un teléfono más barato tan solo dos meses después de su lanzamiento oficial.

Lee también:  El reloj de TAG Heuer y Super Mario es un Wear OS que vale 1820 €

¿Entonces por qué los Galaxy S son los más afectados?

Gráfica caída de precios Galaxy S

Es importante destacar que no todos los teléfonos tienen la misma demanda que otros, por esto es que su valor se desprecia a ritmos diferentes. Bankmycell ha recopilado varios datos que indican que la gama alta Samsung se desprecian mucho más rápido que la mayoría de las otras marcas.

Así evolucionó el precio del Galaxy S9 en un año

Este análisis fue hecho realizando un seguimiento a los precios diarios de los Galaxy S9 y S9+ durante casi un año, en Estados Unidos, y los resultados fueron impactantes:

  • El Samsung Galaxy S9 se lanzó en marzo del 2018 por un costo de 720$ y terminó el 2018 costando alrededor de 290$, lo que se refleja como un pérdida del 60% respecto a su valor inicial.
  • El Galaxy S9 perdió alrededor del 42% de su valor un mes después de su lanzamiento oficial. Por lo tanto, según la fuente, las personas que quieran vender su Galaxy S9 estarán perdiendo mucho dinero.

Si estudiamos a su rival, el iPhone X, este bajó desde los 1159€ hasta los 850€ a día de hoy, perdiendo mucho menos valor en mucho más tiempo, pues ese teléfono se lanzó en septiembre de 2017 y ya cuenta con un sucesor desde hace unos meses.

Lee también:  Estos son los 50 smartphones más potentes de AnTuTu para julio de 2021

El Galaxy S10 podría seguir una trayectoria similar, pero tal y como podemos ver, este precio y devaluación no la podemos extrapolar al resto del planeta. Sin embargo, sí podemos confirmar que los Galaxy S9 perdieron la mitad de su valor en menos de un año y es preocupante.