Todos sabemos que la tecnología supone muchos avances, pues hace nuestra vida más cómoda y supuestamente mejor, sin embargo, también sabemos que cada vez estamos más controlados, y lo cierto es que cualquiera puede saber prácticamente todo de nosotros, simplemente con lo que publicamos nosotros mismos en nuestras redes sociales. Plasmado queda con este el experimento que vemos en este vídeo en el que un hombre finge ser un adivino que lo sabe todo sobre gente al azar, pero en realidad lo que sabe de ellos lo obtuvo por medio de Facebook. Sin embargo esto no es tan preocupante, pues somos nosotros quienes publicamos nuestra información en Facebook bajo nuestra responsabilidad, sabiendo que puede ser leída por cualquiera, aunque realmente muchas veces no seamos del todo conscientes.

Lo cierto es que nuestra privacidad corre serio peligro, pues lo que no publicamos nosotros, también puede ser espiado por profesionales, y no precisamente hackers, pues en muchos casos vemos cómo caen delincuentes antes de llevar a cabo una actividad criminal, simplemente por las conversaciones que mantenían con otras personas, por el historial de su navegador, etc.

Es indiscutible la utilidad de los teléfonos móviles de hoy en día, más conocidos como smartphone, pues desde ellos podemos hacerlo casi todo, sin embargo son auténticas bombas de relojería en cuanto a información privada se refiere, puesto que en ellos almacenamos más información de la que creemos, pues casi todos los temas privados los hablamos por él, ya sea mediante texto o voz, además de todos los datos que almacenamos, como números de cuenta, el historial del navegador (muy útil para saber nuestros intereses), nuestra ubicación en todo momento, etc.

Google Play y Samsung Apps objetivo de la NSA

El caso es que todos sabemos que los americanos intentan controlar el mundo, y por todos son conocidas sus agencias de espionaje mediante las que pretenden saberlo todo de todos, pues parece ser que la NSA tenía un plan para espiar a los usuarios de Android, logrando el acceso a todos nuestros terminales a través de la tienda de Google Play, y con ello acceso a toda nuestra información.nsa2

El encargado de dar esta información no ha sido otro que Edward Snowden, el responsable de la famosa web Wikileaks en la que Snowden publicó documentos secretos principalmente de la CIA, documentos que contenían información muy sensible acerca de proyectos de espionaje y demás que han comprometido a la inteligencia americana.

La unidad encargada de llevar a cabo este espionaje de los usuarios de Android fue Network Tradecraft Advancement Team, una unidad de espionaje que contaba con espías de los países de la alianza “Five Eyes” (Cinco Ojos) formada por EE.UU. Canadá, Nueva Zelanda, Australia y Reino Unido. Snowden ha publicado que entre noviembre del año 2011 hasta febrero del siguiente año, esta unidad mantuvo reuniones para encontrar la forma de infiltrarse en la tienda de Google Play, en aquellos momentos llamada Android Market, y en la tienda de aplicaciones de Samsung y a su vez, encontrar nuevas formas de aprovechar la tecnología con la que contaban los smartphones en aquella época para obtener toda la información de sus usuarios.

Finalmente encontraron la forma de infiltrarse en el market de Google y en el de Samsung para obtener información de los usuarios de Android. Para ello utilizaron el programa XKEYSCORE que lograba detectar el tráfico de todos los dispositivos que se conectaban a estos markets y lo que hicieron fue modificar el acceso a estas tiendas con un programa llamado IRRITANT HORN (en referencia al molesto ruido de las vuvucelas del mundial de Sudáfrica allá por el 2010). Este programa daba la posibilidad de que cuando un usuario descargara una app, en su terminal se implantara código que luego serviría para obtener toda la información recopilada en dicho terminal sin que el usuario supiera nada.

Así que lo que podemos sacar en conclusión de todo esto es que es más que seguro que a día de hoy nuestros teléfonos móviles están controlados por agencias de espionaje internacionales, pues resulta imposible creer que este espionaje solo se llevara a cabo una vez hace más de 3 años y que lo abandonaran así como así, de hecho, de no ser por Snowden no lo habríamos sabido, igual que no sabemos muchas otras cosas, de hecho, en unos documentos publicados anteriormente por este extrabajador de la CIA, también aseguraba que los terminales iOS y Android eran principales objetivos de las agencias de inteligencia para instalar spyware, algo que a nadie sorprende.

    COMENTARIOS