Nokia 3310

Todavía recordaréis el Nokia 3310 y su dureza. Lo cierto es que muchos dicen que los móviles de antes era mucho más resistentes a golpes y todo tipo de accidentes pero hay una explicación.

Los teléfonos ya no son como antes porque ahora son ordenadores en miniatura y la realidad es que a la vez que han evolucionado en potencia también han ido mutando en resistencia. El principal cambio de los móviles de antes a los de ahora fue la pantalla, pues esta requiere ser usada con dedos y es mucho más grande, más grade significa más superficie de contacto contra el suelo.

Cambiar pantalla rota Galaxy S7

¿Por qué los móviles son más frágiles?

El elemento más frágil del móvil es la pantalla y si de repente se pasó de ocupar un 40% de superficie del móvil (en los mejores casos) a ocupar un 80% o incluso más, la cosa está clara, a día de hoy es mucho más fácil romper el móvil.

A su vez los móviles eran de plástico (más resistente ante golpes) lo que ahora se traduce en cristal o metal, superficies que no absorben los golpes como el plástico. Un móvil de metal siempre será menos resistente que uno de plástico y quizás por eso Samsung se negaba a dar el salto aunque al final el diseño consiguió vencer a la resistencia.

Los cristales modificados ayudan pero no son perfectos

Es por ello que con las grandes pantallas llegaron las grandes protecciones como Gorilla Glass pero aún así no se puede comparar a los móviles de antes. Las pantallas de antes tenían un recubrimiento de plástico, generalmente. Los móviles de ahora necesitan cristales muy potentes y aunque el Gorilla Glass 5 ofrece resistencia ante caídas, no es perfecto.

Además los cristales no son perfectos y no siempre aguantan toda la presión. Muchas veces es solo cuestión de suerte, si el móvil cae en el ángulo equivocado se rompe y en caso contrario puede sobrevivir sin rasguño alguno. Las fundas con protecciones de plástico absorbentes en los laterales pueden ayudar a preservar la integridad de nuestro teléfono.

Aún así, después de años, esto no es un problema ya que a cambio de perder algo de resistencia hemos aumentado la capacidad de los smartphones de forma infinita. Se puede usar un protector de cristal templado y una funda decente para mejorar la resistencia del móvil. Nosotros no volveríamos a los móviles de antes, los de ahora molan mucho más. ¿Volverías a los móviles de antes?

    COMENTARIOS