DSLR

Parece que muchos fabricantes de cámara están hechando la culpa a los móviles de que ya nos vendan tantas pero lo cierto es que en los últimos diez años el mercado de las cámara de fotos no ha bajado precisamente por los móviles, este no es un problema para buscar solución en algo ajeno.

La verdad es que los usuarios ahora tienen intereses muy diferentes a los de antes y a pesar de que cada vez se venden menos cámara compactas, el auge de los móviles ha permitido que muchos usuarios se animen a comprar cámaras más profesionales.

Camara trasera LG G5

Los móviles hacen que la venta de cámara DSLR aumente

Las cámara pequeñas que la gente compraba para tener recuerdos, gente que no era aficionada a la fotografía, se venden mucho menos, es más, prácticamente ya no se vende ninguna.

Ahora bien, las DSLR cada vez se venden más. Con los móviles las cámaras profesionales han visto como la gente compra cada vez más este tipo de artilugio. Todo tiene sentido, cuando alguien se compra un móvil el usuario puede sentir que necesita más y si tiene un buen móvil lo único que puede darle más es una reflex o una cámara más profesional, no una compacta sencilla.

Los móviles ayudan a aumentar el interés por la fotografía profesional

En realidad sucede lo contrario, en vez de tener un móvil y prescindir de la cámara de fotos la gente lo que hace es desarrollar una afición por la fotografía que no sabía que tenía y viendo lo que consigue con su móvil el usuario se anima a ir a por una cámara más profesional.

A veces los usuarios optan por gamas de entrada como la Nikon D3400 o la Canon 1300D pero es un inicio en el nivel de las reflex, cámara que cuestan mucho más que las clásicas compactas y que, de entrada, nos ofrecen mucho más que estas.

Que no te engañen, el mercado de cámaras, lejos de morirse por culpa de los móviles, está creciendo gracias a estos y sobre todo cuando hablamos de cámaras de alto nivel y, generalmente, de cámaras que dan mayor beneficios a las compañías. Cuanto mejor sea la cámara, más venderá y más posibilidades tendrá de sobrevivir al auge de los móviles.

    COMENTARIOS